lunes, 5 de noviembre de 2012

OCHO PENSAMIENTOS INÚTILES Y UNA CAMA POR DESHACER

1.Todos tenemos un lado oscuro, una enfermedad social a la espera de diagnóstico. Cierta mujer que nos protege es cleptómana pero ha borrado sus huellas. Cierto hombre que conozco acosa a una mujer que también conozco desde hace más de tres lustros. Los dos -la mujer y el hombre- parecen normales. Cuando oigas a alguien diciendo "parecían muy normales", apaga el televisor.

2.No sé qué es la normalidad. Creo que el adjetivo "normal" debería erradicarse o ser condenado a un ostracismo sine díe. (1. adj. Dicho de una cosa: Que se halla en su estado natural. ¿Qué demonios es el estado natural, querida RAE?)

3.Las camas de hotel siempre son mejores que la tuya. Las sábanas de hotel, lo mismo. Da igual la cama que tengas, el látex puro de tu colchón o la base de lamas hechas con material de la NASA. Siempre lo de hotel, que machacan miles de clientes, es mejor.

4.Si tu padre te dice "qué bien, hija, cómo me gusta verte tan formal" porque es viernes y te ha pillado en casa, preocúpate seriamente por tu plan de pensiones. Debe estar a tiro de piedra.

5.Pasados los cuarenta no eres nadie si no has frecuentado algún diván, te han roto el corazón y no tomas alguna pastilla para algún trastorno de esos que llegan para quedarse.


6.Las cremas de Mercadona no son buenas, sólo son baratas. Pero el efecto placebo también funciona en la cosmética (y en los hombres, las dietas y la moda).

7.Si te compraste otro TomTom y tampoco funciona es que has nacido desorientada y así morirás. Deja de invertir en tecnología para evitar lo inevitable.

8.Si no crees en casi nada, prueba con Susan Miller y ya verás. Una tía que se curra tres páginas de horoscopo por mes y signo merece un respeto. http://www.astrologyzone.com/